Desaprender no es lo contrario de aprender

Uno de los conceptos que se han puesto de moda en los últimos tiempos es el de “desaprender“.

Quizás la campaña creada por la agencia Sra. Rushmore para ING Direct a finales del año pasado, donde se invitaba a cuestionarnos el “siempre se ha hecho así” y comenzar a desaprender, ha ayudado a ello.
Hasta se emitió un programa de televisión en Antena 3 de seis capítulos, patrocinado por el banco naranja, en el que personajes de éxito de la talla de Carina Szpilka, Directora general de ING Direct, la ex-modelo y diseñadora Maya Hansen, el entrenador y ex-seleccionador nacional de baloncesto Pepu Hernández, Pau García-Milá, fundador de la empresa de software libre EyeOS, Enric Rovira, maestro chocolatero y el reconocido cocinero innovador Martín Berasategui, contaban su experiencia y cómo han alcanzado el éxito profesional desaprendiendo.

Pero, ¿qué entendemos por desaprender? Como ocurre casi siempre, existen tantas definiciones como personas que quieran definirlo.

“Desaprender lo sabido es ahora mucho más importante que aprender cosas”
Eduard Punset

A mi entender, desaprender debe llevar implícitos en su definición los conceptos de crecimiento, apertura de mente, enriquecimiento, inconformismo, creatividad

Es dejar abrir nuestra mente a nuevos conocimientos, antes desconocidos o minusvalorados, que nos pueden enriquecer enormemente. Es dejar de lado los conocimientos, actitudes, esquemas mentales, separándolos de otros nuevos que ahora cobran mayor importancia.

Es cuestionarse lo establecido, los esquemas y formas de actuar. Desaprender implica afrontar y resolver los problemas de forma diferente a la habitual.

Desaprender no es lo contrario de aprender.

Por tanto, desaprender puede suponer desterrar años de conocimiento, de esfuerzos aprendizaje. Sin embargo, no implica olvidar todos los conocimientos y experiencias adquiridos, sino por el contrario ampliar el bagaje cultural con aspectos nuevos o renovados, que ahora ostentan mayor importancia o trascendencia para nosotros. Se trata de un filtrado, una reorganización mental.
No nos interesa sabernos de memoria la lista de los Reyes Godos, pero sí saber sumar. Debemos ser críticos con la selección de conocimientos a desaprender, aunque según Eduard Punset: “casi nada de lo que nos enseñaron sirve para algo“.

Es un concepto tan interesante como controvertido y que merece mayor análisis. Próximamente volveremos a él, por su importancia y su gran implicación con otros temas tratados en este blog como la innovación, la creatividad y el propio emprendimiento. Además, contemplaremos otro aspecto relevante: “para desaprender, primero hay que aprender“.

Espero tus comentarios. Y si te pareció interesante este post, compártelo, puede que a otros también se lo parezca.
También puedes seguirme en Twitter: @sersuarezr o en Facebook y en el resto de redes en las que participo.

Saludos,
Sergio

Imagen: Megyarsh, en Flickr.

11 Responses to Desaprender no es lo contrario de aprender

  1. Hola Sergio, muchas gracias por el post. Me gusta mucho porque es oportuno, preciso y breve. Tocas un tema complejo, que suele abordarse con superficialidad. Los paradigmas existentes sobre el aprendizaje y el cambio muchas veces impiden el avance de las personas y los equipos de trabajo. Así que “desaprender” es también sinónimo de humildad, e implica tener el coraje para ser crítico con el valor de la “experiencia”. Saludos cordiales.

    • Hola, Juan Carlos.
      Muchas gracias. Me parece muy interesante tu aportación. Efectivamente, es un tema complejo y que, como apunto al final del post, espero volver a tratar en próximas ocasiones. Me gusta lo de humildad y coraje para ser crítico con el valor de la experiencia. Creo que también son necesarios para hacer el filtrado o reorganización mental que propongo para que nos permita decidir qué conocimientos “desaprender”.
      Gracias por tu comentario.
      Saludos,
      Sergio

    • desaprender como tal es lo contrario a aprender, y nadie desaprende. El DES delante de la Palabra aprender lo dice todo. O sea,

  2. Pingback: Desaprender no es lo contrario de aprender | tics para los de letras | Scoop.it

  3. Pingback: Para desaprender primero hay que aprender « mprende.es

  4. Antonio says:

    La cosa mas dificil es hacer “autocritica” y cambiar los costumbres, la manera de vivir ya consolidada (afirmada). Falta la humeldad: se habla mucho de esa virtud sino se va practicando poquito poquito!

    • Gracias por tu comentario, Antonio.
      Estoy de acuerdo, la crítica y la autocrítica nos permiten ser conscientes de nuestros errores o aspectos mejorables.
      Saludos,
      Sergio

  5. Euder González says:

    Si desaprender es abrir la mente a nuevos conocimientos, procedimientos o aplicaciones para obtener un resultado, no estamos aprendiendo nada nuevo; porque ese ha sido el desarrollo del proceso de enaseñanza-prendizaje, tanto en el aspecto social como científico. Plantearse nuevos esquemas, nuevos enfoques, para tratar de dar solución a las circunstancias presentes de un modo diferente. Y de hecho el desarrollo de la ciencia siempre ha sido ese, buscar innovaciones para hallar mejores soluciones, más prácticas y confiables. Por otra parte, si buscamos otras soluciones al mismo problemas, no es cuestión de desaprender sino de enriquecer el conocimiento y aplicar lo más conveniente, dada la circunstancia en un momento dado.

  6. Pingback: El lechero en bicicleta | Estrategia y transformación digital, por Alejandro González San Román

  7. Ana says:

    ¿Lo has buscado en el diccionario? En el mío viene como ” olvidar lo aprendido” Te pego e fragmento desde el diccionario de la RAE:

    desaprender.
    1. tr. p. us. Olvidar lo que se había aprendido.
    Real Academia Española © Todos los derechos reservados

    En la Universidad lo usamos igualmente. Porqué contribuyes a la desinformación?

    • Hola Ana.
      Decía al inicio del post que “existen tantas definiciones como personas que quieran definirlo”. Tú utilizas la definición de la palabra que recoge la RAE y está muy bien. Pero sabrás, viniendo del ámbito universitario, que los conceptos tienen diferentes interpretaciones. En este post trato de ofrecer la mía. Y eso, Ana, no es desinformar, sino aportar tratando modestamente de aportar, enriquecer, desde mi formación y experiencia.
      Gracias por tu aportación, que también nos enriquece a todos.
      Saludos

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: